.flickr-photo { border: solid 2px #000000; } .flickr-yourcomment { font-size: 1.2em;} .flickr-frame { text-align: justify; padding: 3px; } .flickr-caption { font-size: 0.8em; margin-top: 0px; }

miércoles, 14 de noviembre de 2007

Andandara el bus? Busca, "toby", busca!!!

Buenos dias bichillos. Os escribo desde Macau (si, otra vez estoy aquí). En realidad, no deberia estar aquí por cuanto a que hoy es “entre semana” y por que la proxima semana, tengo examenes parciales allende la universidad. Pero supongo que siempre hay prioridades. El marido de mi hermana, que esta siempre viajando, le ha tocado casualmente pasar por Macau un dia, y ante tal proximidad, mi hermana no ha querido perder la oportunidad de ver a un marido que tan apenas ve. Logico. Y me pidio que le acompañase por que venir desde G.Z. (Guangzhou) hasta Macau, ella sola, aun le parece algo dificultoso. Y a tenor de la jornada de ayer, no le quito razon.

En G.Z. tenemos unas dos grandes centrales o estaciones. Fuimos a la primera en proximidad a nuestra universidad. Es un edificio enorme, con infinidad de caracteres chinos y sin apenas caracteres internacionales. En un edificio publico de tal tamaño, donde todo son llegadas y salidas, donde hay si cabe, mas chinos de lo normal, donde hay prisas y apremio, donde hay mil ventanillas con gente apostada haciendo cola… En ese entorno, no os voy a negar, que se hace muy laborioso y estresante, e infructuoso, conseguir información para saber como y donde sacar billetes para ir a Zhuhai (el limite fronterizo de China inmediato a Macau).

Empezamos a preguntar a unos y a otros. “Qing wen, Ni zhi dao…”, y bueno, lo mismo de siempre, en realidad, como aun no conseguimos entender mucho las respuestas, te conformas con la parte que consigas extraer y el resto, intentar “rellenarlo” con nuestra imaginación. Por lo que quisiera que fuera, a quienes preguntabamos, parecia que siempre nos devolvian la misma respuesta: “No hay”. No hay… ¿Qué?, ¿No hay trenes a Zhuhai? ¿No hay autobuses a Zhuhai? ¿Qué? Como quiera que fuese, conseguimos entender que saliesemos de la estacion y fuesemos a una estacion paralela colindante, esta, solo de autobuses. Asi lo hicimos. Preguntamos a unos, a otros, y lo mismo “No hay”. Dios que estrés. Soy de Aragon, osea, zoquete y cabezon. Si yo digo que tiene que haber una ruta a un lugar tan importante como Zhuhai, es que tiene que haberla y se ha acabado el discutir. Pues no. Realmente, parecia no haberla. Y un par de informantes, nos indicaron que el problema residia en que debiamos de ir a la segunda central de estaciones de G.Z. por que en esta primera, no habia salidas hacia Zhuhai, ni en tren, ni en bus. Asi que… nada, a coger metro para ir a la segunda central. Una vez alli… de nuevo empezamos a preguntar “no, aquí no, por alli…”, “no, aquí no, por alli”… Parecia un poco el juego de “caliente, caliente, frio, frio”. Ande carajo estaba escondida la ruta hacia Zhuhai? Puñetas! Algunos informantes nos indicaban a la derecha, otros a la izquierda. ¿Solucion? Si hay mas personas que nos indican con sus dedos hacia un lado, que personas que nos indican hacia el contrario… esa ruta cogemos. Nos paso igual que en la primera cental. Tuvimos que salir del edificio principal, fuimos a un segundo edificio, y desde este, nos dijeron que al de enfrente. Imaginaros la tipica estampa de burocracia harto caricaturizada de “no, cambios de empadronamiento es por la ventanilla 15”, pues bien, esto es lo mismo, pero “a lo Chino”, con mas gente mas caos, mas prisa y… sin pizca de Español ni de ingles, todo en Chino y con grandes distancias entre “secciones”. Finalmente, llegamos a un lugar donde… SIIIII, nos dijeron que si. Tan apenas entendiamos lo que nos decia la señorita de la ventanilla. Solo se que dijo que si, y que a las dos en punto (y eran menos 15). Asi que ante tanto coste de encontrar, ni me lo pense: “deme dos”. Billete en mano empieza de nuevo el juego de la gallinita ciega… por que… y ahora…. “desde donde cojona se sale?” Vamos, que donde esta la darsena del autobús? Con mi billetito en mano (qi che piao) fui a toda prisa de chinito en chinito hasta que en cuestion de 200 metros, llegue a una darsena con numero, y mi papel tenia numero, y esos numeros eran iguales. SIIIII, chupiiii. Asi si, con numeritos mas facil. Y en caracteres chinos ponia algo parecido a “no se que Hai”. Chupi… Seguro que es Zhu-Hai. Total, que posibilidad hay de que desde G.Z. se pueda ir a otra ciudad que se llame –Hai? Shanghai tal vez? No problema, los caracteres de Shanghai me los se y no eran esos. Asi que… si el numero coincidia con uno muy gordo que tenia yo en mi papel y el cartelito de esa darsena ponia lo del “-Hai”, es que algo estaba por fin saliendo bien.

Dos horas para conseguir un billete a Zhuhai fue el monto final. Y os aseguro que fue estresante la sensación de impotencia hasta que lo conseguimos. Impotencia por que quieres algo, algo muy concreto, tienes las palabras para pedirlo pero no lo estas consiguiendo. Vale, es normal, no es solo la barrera idiomatica, que lo es y mucho, es el no conocer o tener experiencia con que centrales operan que rutas y todo eso, pero estar dos horas como tontos sin saber si de veras, teniamos que cambiar tanto de edificios y de zonas y que el siguiente edificio que nos habian indicado nuevamente no nos ofrecia la solucion, era sofocante. A ver, claro, si mañana tengo que volver a ir a Macau, ya sera distinto. Vendre a tiro hecho, a la segunda Central, al edificio de autobuses y tal y cual. Claro, ahora ya se donde ir directamente. No es solo el idioma, es la experiencia. Pero si el idioma fuese mejor, podriamos haber entendido todo mas rapido, seguro.

No obstante, tantas horas de universidad y de estudios en la habitación de la residencia… sigo pensando que mi verdadera escuela esta en la calle. Ahí es donde todo se te queda mas firme en la cabeza. Se te fijan las palabras. Y a parte, necesitas entrenar oido y boca. Y fue una buena clase. Nos estabamos saltando clases entre semana, pero por el contrario, la propia vida, es otra clase igual o mas dura. Un verdadero examen en el cual, lo que sabes, te abre puertas, o te las mantiene cerradas.

Apunto que en todo el proceso, todos los informantes, fueron muy voluntariosos. Dos de ellos, al no saber la respuesta, se fueron a preguntar por su cuenta y volvian al rato con datos concretos. Se tomaban mucho interes. Otro de ellos, incluso nos dijo que le siguiesemos y nos queria llevar directamente, con una amabilidad tipica china y atipica desgraciadamente en otros paises. El problema es que nos decia cosas, otra vez, que no entendiamos y mi hermana empezo a desconfiar de las intenciones de este señor: “este sera un taxista, nos esta llevando a su taxi, para cobrarnos una pasta por llevarnos a tal sitio”… En realidad, tampoco seria muy extraño. Asi que ante la posibilidad de que nos estuviese llevando a su terreno, mas que a un edificio determinado, al rato de estar andando con el, decidimos rescindir nuestro acompañamiento. El, aun asi, insistia, por lo que aun era mas creible que insistir en ser amable no era la verdadera razon. Una persona no suele ser amable contra la voluntad del receptor de forma reiterada. Asi que insistimos, “no, gracias, que nos vamos nosotros por aquí”. El pobre, un poco decepcionado, le hizo a mi hermana algun tipo de gesto extraño que mi hermana interpreto como “dame algo por la ayuda”. Nuevamente, penso negativamente, y creyo entender y ver confirmada de que la ayuda habia sido una ayuda interesada. Ante el gesto ese, cogio, rebusco en su bolsillo y le ofrecio unos billetes. El tio, extrañado, le dijo “no no, no quiero dinero” y volvio a indicar con aplomo “por alli”. Seguramente lo que el probe mozo queria decirle a mi hermana es que coger un taxi hasta la segunda central iba a costar determinado dinero, osea, dandonos datos y ayuda a la hora de tener que coger un taxi y fijar un precio.

Sirva esta pequeña metáfora humana, para ver que zoquetes somos, y como siempre es mas facil creer negativamente, que positivamente. Creer que la gente solo actua por interes, y nunca, por cordialidad. Este fue un claro ejemplo.

Intentar dar dinero (propina) a un simple y gentil viandante, no obstante, fue la segunda torpeza de mi habitualmente torpe hermana. La primera fue, intentar “chocar los cinco” a una profesora nuestra, al ver que levantaba la mano hacia ella con la palma dispuesta. Ella lo entendio como “give me five” y se dirigio a chocar las manos, pero en realidad, la profesora no es que fuese una enrollada de la vida, es que estaba intentando decir adios con la mano, al estilo “Leticia Ortiz”, es decir, con ese giro de muñeca elegante con el que saludan o despiden al populo. Mi hermana si es una enrollada, da limosnas a la gente normal de la calle, y choca los chinco a los profesores y docentes. Eres guay, tia.

Zhuhai es grandote. Si lo que quieres es ir a Macau, lo que debes hacer es, ir a Zhuhai, intentando quedarte lo mas cerca posible de la frontera. Esta zona de Zhuhai se llama “gongpei” (no se escribe asi pero es para que entendais mejor el sonido). 公北 creo que son los caracteres. 珠海 son los caracteres para Zhuhai por cierto. Una vez en Gongpei, hay que buscar un edificio muy gordo y bajito, solo una planta, con tejado tipico chino, en una plaza enorme, que parece Tian an men. En los bajos de ese edificio, se pueden encontrar grandes precios en ropa y electronica. Yo aquí recomiendo una tienda regida por una portuguesa, que siempre tiene ropa de marca a precios increíbles. Custo, Versace, Arman, Prada, Louis Vuitton… Si os tira este rollo, podeis pillar camisas por 80 kuais (unos 8 euros), de manga larga por unos 100 kuais, y chaquetas de lana buenas por unos 200 kuais. Os digo los precios que nosotros hemos ido consiguiendo tras regatear fuertemente. Si se puede conseguir aun por menos, evidentemente, no lo se. Creo que no por que por debajo de esos precios, ya la vendedora no suele insistir y abandona la venta, y eso un chino nunca lo hace si no es por que ya ha dado su mejor precio.

Tras eso, en la planta calle, la frontera. Aquí nada, armarse con paciencia, rellenar papelitos que estan en las entradas, hacer cola, burocracia, policias que al recibir tu pasaporte, analizan tu cara como quien no se fia de que la foto del pasaporte y tu sean las mismas…

No se, igual les pasa a ellos igual que a nosotros, que todos les parecemos iguales. Pero la verdad es que sorprende que hagan tanto analisis de tu cara, que te miren con ese detenimiento. Es normal. Paciencia y acepta las reglas del juego. Pasaporte en regla, papelito rellenado, cara relajada… y al tema. Control para salir de Zhuhai, y 100 metros después, control para entrar en Macau. Lo mismo. Papel, control del rostro, y bla bla bla… Y de paso, una maquinita que te controla si estas caliente lo que seria síntoma de mil cosas entre ellas, tal vez, la temida gripe aviar. Asi que no os pongais a mirar los bustos ajenos o al pasar por ahí, como esteis calentorros, vais a tener problemas avícolas.

Pensar, no se, en Teresa Campos, por ejemplo, o peor aun, EN ZP! Ja ja ja.

Por cierto, que se nos acerco un grupo de españoles en la frontera por que nos oyeron hablar y… que majos. Que gustazo. Estas experiencias es lo que tienen, que ante una dificultad, siempre hay ocasiones que propician los apoyos. Y bueno, nos cogieron por banda, nos ofrecieron llevarnos en Macau al hotel nuestro, bla bla bla. Eran de Madrid y fueron muy amables, simpaticos y gentiles… Nada que ver con uno de Barcelona que me presentaron un rato después, que se limito a un frio, “ah hola” y siguió a lo suyo, entre otras cosas, hablando catalan. No quiero insinuar nada, ya he dicho que generalizar es siempre malo, pero los de Madrid, majisimos. Jolines, estas en otro pais, un pais difícil, un pais sin apenas extranjeros, lo normal es que aquí te haga mas ilusion ver a un vecino de tu tierra, que te apoyes en el un poco, no se… En el caso del “Jordi” esto no parecio llamarle la atención, debe ser que o esta muy acostumbrado a ver españoles en China (que va a ser que no) o que es un rezumado sosolaba (que va a ser que si).

Hotel en Zhuhai: Landmark. Para variar, hotel y casino. En la misma puerta de salida de la frontera, hay señoritas con carteles ofreciendo transporte gratuito a diferentes casinos. Los conocidos por Shuttles. Si veis uno con el nombre de Pharao´s Casino, ese, os lleva directos al Landmark Hotel. Ya digo que en nuestro caso tuvimos chóferes privados, y españoles, je je.

El hotel esta bien, supongo que muy bien, genial si lo comparamos con mi universidad. Pero es que aun conservo en mi memoria el Venezian y jolines… al lado de eso… Pero vamos, este es una pasada. Dormir una noche, 150 euros. Cama enorme, baño olimpico. Mármoles, vistas increíbles de la ciudad… Una pasada. Internet en la habitación, 150 kuais, unos 15 euros por noche. (Tener Internet en mi universidad me cuesta 5 euros POR MES). Y en Paris, en el aeropuerto, usar una hora una maquina con Internet, 18 euros LA HORA. Anda que no hay diferencias, eh? Ayer cenamos por 19 euros por cabeza. Agua, dos platos.. sin postre ni vino. Caro. Para ser aquí, caro.

Dentro de dos fines de semana se va a celebrar varios campeonatos de motor, aquí en Macau, y es en circuito urbano. La verdad es que estaria genial venir. Desde mi habitación del Landmark se ve genial mucha parte del trazado que pasa justo por debajo. Estoy en una planta 13, y ojala fuese hoy mismo, hay hasta superbikes. Pero seguro que ese fin de semana, alojarse aquí pasara de 150 euros la noche a 350 o mas.

Mi hermana por fin pudo ver a su flamante marido al que a ultima hora le cambiaron los planes y que debe regresar hoy mismo a España. Asi que nada, vini vidi vinci. Estamos haciendo pereza disfrutando de las camas comodas y enormes, y supongo que luego, a marido ido, emprenderemos ruta de nuevo hacia G.Z. mi hermana y yo. Coger bus aquí es mas facil (por que ya lo hemos hecho antes). Es en el mismo edificio fronterizo, en los bajos, igual que las tiendas que antes decia (que por cierto, la electronica que yo he ido comprando aquí, me ha resultado siempre tan barata como mala).

Nuevamente ayer las calles de Macau me recordaron a las mismas de mi primer viaje aquí. Casinos, joyerias y… mujeres de compañía. Que hay mas, lo se, pero que es lo que destaca, y mas a partir de las 8 de la noche, tambien lo insisto.

Creo que en todo esto, lo de China, lo de adaptarse y tal, la gente me insiste, hay procesos que podria definir asi: Uno viene aquí y se siente muy “de fuera”. Es muy inhóspito. Costumbres, cultura, idioma y comida. Es una entrada “difícil”. De repente, empiezas a ver que en realidad, nunca nada es tan difícil como parece. Nunca nada es lo que parece. Todo tiene luego sus matices y su realidad. Comer, parece que va a ser imposible comer aquí, y al final, o por que te vas acostumbrando o por que vas aprendiendo cosas, o por que ves que no todo era perro, y hasta hay pollo y ternera… Idioma… cada dia sabes mas y cada dia desconoces menos. Cada dia puedes tener una conversación mas larga, mas simpatica o mas profunda. Cada dia… no se.. La adaptación, esta en proceso, los primeros dias la verdad es que mas rapidamente, y estos, mas tranquila y sosegada. Aunque constante no obstante. Tambien es por que cada vez quedan menos cosas a las que uno necesite habituarse. Y el profeso final, me temo, es que incluso te llegues a adaptar al punto de “ser de aquí”. Es decir, volver a España y echar de menos las cosas de aquí, comidas, bebidas, la forma de ser de la gente de aquí cuando ya no te sienten un extraño… Ese proceso, llega. Y quizas ya este habiendo alguna parte de el.

Llevaremos aquí unos veintipico dias. La verdad, uno se da cuenta de cuanto cuesta conocer un pais, una cultura, una historia unas costumbres. Nosotros no conocemos nada de China. Tan apenas. Seguimos todavía inmersos en la periferia de China. No nos hemos abierto ni exprimido aun su jugo, (cosa que llegara con el idioma). Por tanto, uno se da tambien cuenta de cuan erronea es la percepción que uno puede tener de un pais, cuando va de vacaciones, una o dos semanas. Solo nos quedamos con lo que quieren que nos quedemos. Su folklore, y su cultura “diseñada para los turistas”. No podemos evidentemente permitirnos viajes de mas tiempo, es logico, pero apena ver cuanto tiempo hace falta para de verdad, empezar a saber de que va el sitio al que hemos ido.

Ayer me dijeron que el invierno en China es muy frio, unos 5 grados (que con esta humedad supongo que seran difíciles, aunque con el viento que nos gastamos en Zaragoza, no creo que nos cueste mucho sobrellevarlo). Nos hablaban hasta del uso de plumiferos. La verdad es que se hace poco creible ya que abandone Zaragoza con jersey hace un mes, y yo aquí aun sigo con bermudas y camisetas sin mangas la mayoria de los dias. Esto es una gozada. Es un clima tropical, por ahora, de lo mas amable. Ya vendran los monzones, JUAS JUAS.

En la universidad, todo va bien. Me relaciono con la peña. Igual da del Congo que de Francia. Creo que caigo bien, todavía, je je. (Ya me iran descubriendo, juas juas)

Cada dia te enteras de un marujeo, que si tal que si cual… Hay unos rollos.. La parte mas gentil es que tambien hay ese rollito pubertoso del “a este le gusta esta”. Je, que tiempos.

Yo, que quereis que os diga. Esa parcela, aquí o alli, hoy y siempre, como es tan conflictiva para mi y dificultosa, no tengo activos mis sensores. Maxime cuando insisto que aun hoy, no veo doncella China que me provoque grandes estimulos. No, al menos, a nivel fisico, que esta claro que a nivel de carácter, hasta la menos pintada, es cuasi-angelical.

Como este blog, teóricamente va sobre China, aunque relato muchas cosas y llega a parecer un diario, la parte de mi vida que atañe al plano sentimental, la dejare de lado.

Que por cierto, he recibido sugerencias de ser mas breve y escueto en mis textos. Y no os quitare razon. Mi don no es la brevedad. Peco de lo que se llama aquí en china “Dao lao”. Hablo por los codos. Pero en realidad, con vuestro permiso, no intentare cambiar esto. Y no es por rebeldia que de veras recibo con agrado vuestros consejos. Es por que el tipo de blog que quiero ofrecer es un blog que no se limite a un poco de texto, una foto y tal y cual. Quiero intentar ofrecer sensaciones, pensamientos, reflexiones. Si en modo alguno puedo llegar a hacer sentir un olor, o puedo conseguir que quien me lea, se sienta mas… aquí mismo, conmigo, a mi lado, es que no es tan malo ser tan detallista y reiterativo y profuso. Esta bien ser objetivo, pero tambien quiero ofrecer mi subjetividad. No por que la crea mejor, sino por que la creo una mas, y libre a quien la quiera. Hay ya varios blogs en la red sobre China, y varios de ellos bastante buenos, como el de Hanwubai, pero es que creo que precisamente por eso, lo que he de hacer es intentar ofrecer algo diferente a lo ya hecho. No mejor, diferente. Asi la gente, tiene para elegir. Quien quiera racion de china-toston, tendra al markiko. Posiblemente me iria mejor si fuera mas escueto, pero es una habilidad que de veras no poseo (entre otras muchas). Un gran maestro de la síntesis creo que fue Delibes. Una figura a imitar por mi pero… lo dicho, es una habilidad de la carezco por mucho que me gustaria tenerla, de veras. Ademas, soy un poco terrorista, me gusta ser arriesgado y temerario, decir lo que pienso caiga quien caiga. No intento sentar catedra, tan solo poner una voz mas en este ciberespacio. Y por cuanto digo, por como lo digo, por mil cosas, tarde o temprano habre hecho temblar todos los cimientos seguramente. No soy prudente, no omito ninguna critica u opinión, soy directo y extenso. Soy con mucho, la antitesis del Bloggero popular. Soy un poco rebeldillo pero que se le va a hacer, a alguien le tocaba ese papel.

No obstante, quiero dejar constancia de mi proposito de enmienda. Voy a concluir aquí esta entrada y voy escribiendo ya en la siguiente lo que me resta. Os lo jurico…

1 comentario:

hanwubai dijo...

Te echaba de menos. Suerte con los exámenes.
Un abrazo.